autor
día
categoria , ,
tagged , , , , , , ,
Permalink


Cuatro empresas consultoras optan a poner precio al suelo del soterramiento



El alcalde asegura que el Ministerio de Fomento mantiene el proyecto de la capital porque se financiará con la venta de pisos

La Sociedad Valladolid Alta Velocidad ha recibido la oferta de cuatro empresas consultoras para analizar el valor de los suelos que se liberarán con el soterramiento y ayudar a esta entidad a colocarlos en el mercado. Tres de ellas tienen un reconocido prestigio en el ámbito internacional – Aguirre Newman, Knight Frank y Jones Lang Lasalle– mientras que la cuarta es la compañía nacional Tinsa, experta en valoraciones y que ya ha trabajado en el Plan Rogers. De hecho, fue la primera que rebajó el valor de los terrenos para construcción de 6.000 pisos –de 1.065 millones de euros a 820– tras un informe encargado en 2010 por el sindicato bancario que financia la operación. Alta Velocidad ha optado por un procedimiento negociado sin publicidad para recabar este análisis, después de que el concurso convocado el pasado verano quedase desierto.

El presupuesto que destina a este informe es de 17.500 euros y en él se busca no solo saber por cuánto dinero se podrían vender ahora los tres ámbitos de suelo –talleres, Ariza y Argales–, sino determinar el ritmo de venta e incluso ayudar a buscar fondos de inversión que quieran hacerse con los espacios residenciales.

El alcalde de Valladolid destacó ayer este aspecto al ser interrogado sobre el futuro del soterramiento tras conocerse las conclusiones del Plan de Infraestructuras, Transporte y Vivienda del Ministerio de Fomento. En ese documento se plantea revisar o replantear las operaciones que sean inviables económicamente o que no tengan justificación bajo criterios puramente ferroviarios.

A juicio del primer edil, este criterio no afectará al proyecto, que fue avalado por la ministra el pasado 24 de febrero, y «porque las 70 hectáreas de suelo que se rentabilizarán irán íntegras a la operación ferroviaria, que no es el caso de otras ciudades». «He hablado por teléfono con Ana Pastor la semana pasada de otros temas, no me dijo nada y entiendo que a efectos de Valladolid los temas están exactamente igual» recalcó.

Según recordaron fuentes de la Sociedad Alta Velocidad, la operación ya ha sufrido un importante ajuste de 168 millones de euros –de 903 a 735– tras eliminar varias obras previstas en el primer proyecto como la rebaja en el precio de la futura terminal de pasajeros, el acortamiento del túnel para coches de Arco de Ladrillo, la eliminación de la estación provisional o la opción por elementos de obra y urbanización más económicos, tanto en el túnel como el corredor que lo cubrirá cuando concluya su construcción.

Fuente: El Norte de Castilla

 

Share